Agropinos Agropinos - Productos agricolas

310 666 87 55
agropinos | noticias | principales problemas de los sistemas de riego |
21 Oct 2020

Principales problemas de los sistemas de riego

Los sistemas de riego para los cultivos pueden presentar fallas debido a problemas dentro del mismo sistema o causas externas. Aprenda a identificarlas y solucionarlas en la siguiente nota.

Los sistemas de riego para los cultivos pueden presentar fallas debido a problemas dentro del mismo sistema o causas externas. Aprenda a identificarlas y solucionarlas en la siguiente nota.

 

Al igual que cualquier equipo, dispositivo o sistema, los sistemas de riego por aspersión pueden presentar problemas de vez en cuando que obstaculizan el corrector regado de los cultivos. Los problemas de estos sistemas pueden variar en niveles de gravedad, sin embargo, hoy en Agropinos le presentamos los más comunes para que pueda tomar medidas oportunas al respecto.

La presión del agua puede ser afectada por un problema dentro del sistema o externo.

Recuerde que solucionar estos problemas de forma adecuada y rápida no sólo es importante para poder continuar con el proceso normal de sus cultivos, sino para evitar daños mayores en el sistema de riego por aspersión que mayores inversiones en mantenimiento o el reemplazo total del sistema.

 

Problemas más recurrentes de los sistemas de riego

 

1. Obstrucciones

 

La obstrucción de las cintas para riego es posiblemente el problema más recurrente al que deben enfrentarse los agricultores. La gravedad de este inconveniente depende de la obstrucción.

 

• Arena: la acumulación de arena en los sistemas de riego es bastante común, especialmente si no se cuenta con un filtro previamente instalado. Si la obstrucción no es demasiado grande es posible que usted pueda encargarse de ella retirando la boquilla del área afectada y llevando a cabo una limpieza hasta que el agua salga limpia. Si no se soluciona el problema o el obstáculo es muy grande, lo ideal será contactar con especialistas.

 

Tenga en cuenta que lo mejor para evitar este tipo de obstrucción es la prevención, así que asegúrese de que su sistema de riego cuenta con un filtro para arena instalado.

 

• Elementos sólidos: la obstrucción por elementos o partículas sólidas que se acumulan en las mangueras o los emisores también es común, especialmente si se trata de escombros diminutos que penetran en los cabezales de los aspersores. Para solucionar este problema, lo mejor es retirar las abrazaderas de los extremos de la manguera y dejar que el agua corra para que ella misma elimine los elementos sólidos que estén obstruyendo el paso del agua.

 

2. Problemas de presión

 

Otro de los problemas comunes que presentan los sistemas de riego es la falta de presión en el agua. Esto puede deberse a muchos factores: un exceso de emisores de riego para el sistema actual, potencia del agua insuficiente, el suministro de agua es insuficiente, fallas en el funcionamiento del sistema, etc.

 

Lo primero para solucionar este problema es rectificar si la presión del agua es la adecuada y si no hay demasiados emisores para su sistema en particular. Si descubre que el problema está en el mecanismo del sistema, lo mejor es acudir a especialistas.

 

Por su parte, los cambios de presión en el agua crean un efecto conocido como golpe de ariete contra el interior de las tuberías, que a la postre interrumpe el funcionamiento de los sistemas de riego u ocasionan su daño total.

 

Aunque no solo las tuberías podrían afectarse. También se verían perjudicadas las plantas ya que el agua no las cubriría uniformemente. Sin embargo, existen varias opciones para prevenir estos problemas.

 

Asegurarse que las bobinas en la parte superior de las válvulas de riego están atornilladas adentro firmemente. Recuerde que esto impedirá que el aire entre a las válvulas y que haya una mayor presión en el agua.

 

Verificar que el mecanismo electrónico del sistema de irrigación está funcionando adecuadamente.

 

Cerciorarse si otros elementos que utilizan agua (grifos, inodoros, mangueras para riego, etc.) causan el aumento o la disminución de la presión del agua. Allí podría estar el origen de los cambios de presión.

 

En caso de comprobar que ningún artefacto ajeno al cultivo afecta la presión del agua, lo más indicado es comunicarse con el proveedor de servicios públicos, ya que el problema se encuentra a lo largo de la línea de agua y puede ser causada por nuevas construcciones o trabajos de mantenimiento en el área.

 

Finalmente, recorra todo el sistema de riego (sin importar si es un sistema de riego por goteo), y verifique que no haya cabezales con goteras, escapes de agua o patrones de rociado errante. En caso de que esto suceda, proceda a reparar el daño.

 

3. Barro en el emisor

 

Otro problema que puede dificultar el funcionamiento adecuado del sistema de riego es la presencia de barro seco en los emisores, lo que puede obstruir el paso del agua. Para solucionar esto sólo bastará con realizar una limpieza de los emisores y asegurarse de abrir el riego luego de que llueva para eliminar los restos de barro antes de que estos se sequen.

 

4. Presencia de sales de calcio

 

Este problema se origina debido a la calidad del agua, ya que en algunas zonas esta puede ser muy caliza. Esto ocasiona que se creen acumulaciones de calcio en las paredes de las tuberías y las mangueras que eventualmente obstruyan el paso del agua. La solución a este problema es realizar un proceso de descalcificación, comúnmente realizado con soluciones químicas.

 

5. Obstáculos por temperaturas extremas

 

Se trata de los problemas que ocurren específicamente en el clima frío, cuando el agua se congela y tapona el sistema. Para evitar taponamientos por aguas congeladas durante los tiempos de bajas temperaturas, es importante que sople el sistema con aire. No olvide que los cambios constantes del clima pueden producir grietas.

 

6. Problemas de diseño

La presión del agua puede ser afectada por un problema dentro del sistema o externo.

Finalmente, no es prudente descartar que los inconveniente con su sistema de riego se deban a problemas de diseño. Con el paso del tiempo su paisaje cambiará, es posible que redistribuya sus cultivos o los amplíe, y con la modificación del terreno, también debe cambiar su sistema de riego para que siga atendiendo de forma oportuna las necesidades de sus cultivos.

 

Ahora que conoces los principales problemas de los sistemas de riego, asegúrese de evitar dolores de cabeza adquiriendo productos para el agro de alta calidad como los que le ofrecemos en Agropinos. Somos su aliado en el suministro de insumos para la agricultura que realmente satisfagan sus necesidades de producción.

¡Lea más temas de interés!

Comparte esta información

Compartir Twittear

¿INTERESADO EN MÁS INFORMACIÓN?

Contáctenos para adquirir nuestros productos para el agro
Nombre:
Teléfono:
Email:
Comentario:

NOTICIAS DEL AGRO