Compartir en:

El impacto climático en la producción agrícola

date_range 28 de febrero de 2020

 

El cambio climático es un factor que amenaza significativamente los cultivos, poniendo en riesgo la producción de alimentos que demanda la humanidad. Le hablamos de algunas alternativas a las que puede recurrir para evitar daños a sus cosechas.

 

Según estudios realizados por expertos, el cambio climático promete alterar el equilibrio de los suelos dado que modifica las diferentes temperaturas de las tierras, e incluso, altera los nutrientes porque las condiciones de los organismos cambian. Obligará a que el sector agrícola se prepare para asumir los nuevos retos que, sin lugar a dudas, ya se están presentando en algunas zonas del país y el mundo entero.


Las geomembranas y polisombras son opciones ideales para proteger sus cultivos antes los efectos nocivos del cambio climático.

Datos arrojados por el Instituto Internacional de Investigación sobre Políticas Alimentarias, del estudio Soluciones sostenibles para acabar con el hambre y la pobreza, afirma que el calentamiento global está generando impactos desfavorables en aspectos imprescindibles para el desarrollo económico y la seguridad alimentaria de las diferentes poblaciones. El rendimiento de los cultivos se afecta, no solo en su producción, sino en los costes de producción y los precios de adquisición, ocasionando una disminución en el consumo que, en consecuencia, deja niños malnutridos en regiones como Asia Oriental y el Pacífico.

 

Es aquí cuando resulta de vital importancia tener conocimiento sobre las claves para proteger la producción de los cultivos. Colombia, es un país que se caracteriza por contar con suelos fértiles ideales para diferentes tipos de siembra y esto es un factor que usted debe aprovechar al máximo mientras contempla medidas preventivas que le permitan mitigar tal impacto. Por ejemplo, las polisombras, telas tejidas en polietileno con protección UV, pueden ser usadas como un mecanismo de protección contra los fuertes rayos que ocasiona la emergencia climática.

 

Actualmente, con las nuevas tecnologías dedicadas a favorecer la siembra y su producción, hay sistemas que permiten regular la intensidad de la luz, así como protegerlo de las fuertes lluvias. Incluso, de reducir la radiación directa; también son ideales para el control de las plagas. Otro estudio liderado por un investigador de la Universidad de Zurich (Suiza), advierte que el calentamiento global afecta de manera directa los ecosistemas y por ese motivo es necesario actuar desde ya para proteger la diversidad y la práctica agrícola en general.

 

Artículos para proteger cultivos ante el cambio climático

 

• Geomembranas

 

Estas son unas láminas impermeables hechas a partir de resinas plásticas de varios espesores con diferentes cualidades físicas y químicas, estas se adaptan dependiendo las necesidades del cultivo. Son recubrimientos que generalmente se utilizan para evitar el exceso de humedad y el desperdicio de recursos. Se considera un sistema de alto nivel de tolerancia a las intemperies sin que se presenten agrietamientos, debido a que cuentan con gran flexibilidad; características que favorecen la producción agrícola.

 

Gracias a sus propiedades, usted podrá darle frente al cambio climático, asegurándose de que su siembra alcance los más altos estándares de productividad y calidad.

 

• Polisombras

 

Son usadas principalmente para crear microclimas que la misma malla propicia, evita el recalentamiento durante el día porque aísla los rayos del sol y en la noche aumenta la temperatura dentro del invernadero. En exteriores, son útiles para proteger el cultivo, no solo de vientos fuertes y el calor, sino de granizo, pájaros e insectos.

 

De igual manera, permite controlar algunos aspectos en los cultivos como lo es el tamaño de frutos o precocidad en la floración. También, le permitirá disminuir la inversión en pesticidas.

 

• Malla antigranizo

 

El cambio climático es de los principales factores que pueden afectar sus cultivos, en especial las granizadas, ya que suelen ser agresivas y acabar con todo el esfuerzo que se hizo durante la temporada. Dicho esto, es de vital importancia que contemple el uso de la malla antigranizo para mayor protección.

 

Provee defensa pasiva contra las tormentas, es una solución práctica para las cosechas que son delicadas y requieren de mayor cuidado y es una buena opción para proteger de las variaciones del clima.

Con el cambio climático, las alteraciones son bruscas y rápidas, es necesario que tome medidas preventivas que actúen directamente frente a los riesgos inminentes en la siembra, pues con las extremas temperaturas, ya sean bajas o altas, será inevitable que los suelos empiecen a sentir las respectivas repercusiones.

 

Agropinos es una empresa especializada que contribuye de manera significativa a las prácticas agrícolas utilizadas en diferentes suelos. Gracias a las mallas antigranizo, las polisombras, plásticos para invernadero y telas usted podrá garantizar el cuidado de su cultivo con productos de la más alta calidad.

¡Pregunte por nuestro catálogo!
Suscríbete a nuestro newsletter
Entérate de las noticias del mundo del agro